12 nov. 2010

MARIO BONINO

La última vez que se lo vio con vida al periodista y militante Mario Bonino fue durante la tarde del jueves 11 de noviembre de 1993. Aquel día se despidió de su hijo Federico, prometió traerle figuritas a su regreso y se dirigió a un seminario que la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA) realizaba en el auditorio de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE).
Nunca llegó. 
El lunes 15 de noviembre su cuerpo apareció flotando en el Riachuelo. Su asesinato sigue impune.